Los zurrones de la Botería Lafuente de Huesca

Hoy a 1 de Febrero de 2013 hemos tenido noticia del cierre definitivo de la botería Lafuente. La crisis económica y la falta de relevo generacional sumado al decaimiento del negocio por lo específico de su género, han hecho que se pierda un trozo importante del patrimonio oscense y por ende español. Hemos preferido en honor a ellos no modificar este post, que quede como homenaje.

Paseando por la calle del Coso Bajo, antiguo recinto amurallado de la ciudad de Huesca, nos topamos con una pequeña plaza dónde se ubica la iglesia de San Lorenzo, frente a su portada hallamos una fachada de azulejos verdes, ubicación de este singular negocio: Botería Lafuente, cuyo emblema es la parrilla del martirio de San Lorenzo.

Zurrones de pastor de la Botería Lafuente de Huesca

Zurrones de pastor de la Botería Lafuente de Huesca

En esta tienda-taller de artesanos podemos encontrar, como en otras boterías de las que hemos hablado (el botero de Quel, botas Alhambra o los tres D)  toda suerte de botas de vino, venden pieles de cabra, bolsos, y lo que hoy nos ocupa los zurrones. Son confeccionados en varios tamaños, en concreto en las fotografías se pueden ver dos de ellos; son de piel de cabra con el pelo visto; hasta la bandolera es de piel de cabra desnuda al igual que los flancos, los cierres son de hebilla metálica sencilla, a excepción de los más pequeños cuyo cierre está hecho con la punta del asta de toro pulida. Las costuras se refuerzan con un canutillo de plástico solidario a la costura del bolso de forma que aguanten mejor el peso.

Zurrón artesano grande de Huesca

Zurrón artesano grande de Huesca

El zurrón es un elemento fundamental de la tradición pastoril, acompaña el atuendo del pastor junto con la inseparable manta, cayado, colodranavaja, abarcas, zahones… En el zurrón se contienen los alimentos, preferentemente no perecederos (dominan patatas, el bacalao, el pan, sebo o aceite según la zona de la península y la época del año, panceta y otros derivados del cerdo, cebollas, ajos…) junto a los alimentos se llevan los elementos de primera necesidad, la fiel navaja, un chisquero o un eslabón para hacer fuego, una colodra para los líquidos y algunos elementos rudimentarios de veterinaria popular como sulfato de cobre o ceniza para curar heridas y evitar que anide la larva de la mosca.

Pequeño zurrón de cabra con detalle de asta.

Pequeño zurrón de cabra con detalle de asta.

Evidentemente se trata de un elemento realizado con aquello que era elemental en el entorno del pastor como eran las pieles de los animales sacrificados, y así mismo la decoración era algo muy personal, podían ser ante todo con o sin pelo, de oveja o cabra, se decoraban con tachuelas, dijes o pinjantes que podían ser medallitas y cruces de santuarios de los que fueran devotos, símbolos de carácter apotropaico muy ligados a la protección del pastor y su rebaño. Como curiosidad indicar que por un lado el origen etimológico de la palabra zurrón, según la RAE viene del euskera zorro (bolsa) y por otro lado que la botánica popular ha visto en la Capsella bursa-pastoris zurrón o bolsa de pastor por la característica forma de sus semillas, una planta vivaz muy común en la Península.

Detalle de la marca Botería Lafuente en un zurrón

Detalle de la marca Botería Lafuente en un zurrón

Botería Lafuente: Plaza de San Lorenzo 7 22001 Huesca, 974224488                       http://www.boterialafuente.com/

Posted in Arte pastoril, Artesanía en Cuerno, Artesanía en Cuero, Artesanos, Boteros | Tagged , , , , , , , , , , , | 1 Comment

La tabla de lavar

La tabla de lavar es un útil totalmente obsoleto, ha quedado relegado a trasto viejo o mera decoración; con suerte lo podemos encontrar arrumbado en algún desván o como ornamento rústico en una casa rural. Bajo la curiosa mirada de los que aquí escriben las podemos encontrar de nueva factura en las adorables tiendas de barrio que se conocen como cesterías o persianerías, dónde aún sobreviven estos útiles(en Madrid hay varias como Gretel, la espartería, cestería Álvarez, cestería Martín Sánchez…) . En estas tiendas igual nos arreglan una silla de anea o rejilla como nos venden un botijo, una silla, una banqueta, un pequeño mueble, un yo-yó de madera, una mecedora, una garrota y por supuesto lo que nos ocupa una tabla de lavar.

Tablas de lavar de pino con su jabón de sosa (jabón de la abuela)

Tablas de lavar de pino con su jabón de sosa (jabón de la abuela)

La tabla de lavar más sencilla es un tablón recto con una serie de acanaladuras, luego se pueden encontrar varias versiones, las que acaban en lengua de gato, las que tienen un semicírculo cóncavo para apoyarse en el abdomen más cómodamente, las que poseen una zona aislada por un listón para colocar la pastilla de jabón a la par que protegen de las salpicaduras con unas paredes.

Acanaladuras de la tabla de lavar

Acanaladuras de la tabla de lavar

Las acanaladuras de la tabla sirven para aumentar la superficie mejorando la penetración del jabón, para retener el agua y ayudar a frotar bien la ropa. Generalmente se han confeccionado de maderas del entorno siendo las de hoy en día en su mayoría de pino por tratarse de una madera accesible y económica; tienen que ser maderas que no se abomben ni se rajen, que aguanten el trasiego, que no se astillen para no dañar la ropa ni las manos.

Dos tablas de lavar

Dos tablas de lavar

El proceso de lavado lo vimos cuando hablamos del jabón de sosa en una anterior ocasión, ese es precisamente el jabón que esperamos ver en una de estas preciosas tablas de lavar, la fase de lavado suele consistir en el enjabonado y aclarado en el río o en el lavadero, entre medias se podía poner la ropa blanca al sol para aumentar el poder de limpieza del jabón con la acción de los rayos solares, e incluso usar el azulete para aumentar la sensación visual del blanco con ese producto, que aún se puede encontrar en algunas tiendas, y en otras como objeto de colección. Acudir al lavadero era un evento social, pero con la tabla de lavar también era posible hacer la colada en el río, y quién tuviera agua corriente hacerla incluso en casa. Eso sí no debemos confundir lavar la ropa con hacer la colada, que consiste en blanquear la ropa con una lejía a base de ceniza, como podemos ver en este vídeo de Eugenio Monesma.

En concreto estas dos tablas de lavar han sido compradas en Madrid en estas dos tiendas:

Cestería Álvarez: Calle de Rodríguez San Pedro, 69 28015 Madrid‎         Teléfono 915 43 58 48

Cestería Martín Sánchez: Calle del General Ricardos, 157 28025 Madrid Teléfono 914 71 16 03

 

Posted in Artesanía en Madera, Artesanos | Tagged , , , | 3 Comments

La colodra y el pastor

Como nos recuerda Carlos García Medina en su libro “Arte Pastoril” el pastor es un individuo fundamentalmente solitario, que en tiempos tuvo una vida que se envidiaba por creerse bucólica, desde las ciudades, y por creerse el labriego que era menos dura que la suya; la realidad es que sufría la soledad y la intemperie como pocos. El pastor se distingue por conocer su entorno, lo que implica el conocimiento de las plantas, de los animales y su aprovechamiento, no en vano  manufacturaban gran parte de su atuendo, como zamarras, zahones, abarcas, la capa para protegerse de las lluvias, el muy característico zurrón, del que hablaremos en otra ocasión con más detenimiento, el cayado, que entre otros usos tenia gancho para agarrar las ovejas descarriadas, esto nos hace pensar en que fundamentalmente usaban elementos de su entorno, ya fueran de origen vegetal como el corcho y la madera o de origen animal como las pieles, el hueso, la lana o lo que nos ocupa hoy el cuerno.

Colodra de Casa Vega

Colodra de Casa Vega

La artesanía pastoril hoy en día ha perdido, gracias al menor aislamiento de los pastores, su sentido utilitario casi totalmente, pasando a tener valor por su sentido decorativo. Las piezas eran hermosas por no valorarse el tiempo que se les dedicaba más que como entretenimiento su decoración suele  basarse en lo visto y en motivos geométricos fundamentalmente. En cuanto al cuerno lo más idóneo y valorado es de vacuno por ser abundantes y de buena consistencia estimando de forma particular los de buey y cabestro, luego se aprecian los de cabra dejando los cérvidos salvajes y carneros para aplicaciones menores. Suele usarse para objetos prácticos en especial de ajuar doméstico adecuando la utilidad a la forma del propio cuerno. Su decoración por grabado, rayado, punteado, tallado, ya sea al fuego o con la navaja, en ocasiones también se hacía uso de la segueta pero eran las menos. Para la terminación se usaban cosas del entorno inmediato, más que pulirse normalmente  se repasa con un cristal roto, como la de la fotografía, para quitar arañazos y golpes sin llegar a lustrarla.

Detalle del cierre de una colodra

Detalle del cierre de una colodra

Su uso más común es para contener líquido si era con forma de vaso se tapona un lado y empecina y se pone un tapón del lado opuesto, si ya hablamos de cuerna o colodra se caracterizan por respetar la forma del cuerno y tener asa de cuero para agarrarse o colgarse, en cuanto su utilidad las había para ordeñar y transportar leche, para el vino o aguardiente, que solían aprovechar el lado más estrecho para hacer su pitorro. Hay medidas hechas con colodras, hay aceiteras y vinagreras que en el caso andaluz y extremeño suelen ser dos cuernos parejos unidos por una brida. Encontramos saleros y especieros, en particular para el pimentón. Aceiteras para engrasar por ejemplo los ejes de los carros de factura tosca no suelen decorarse. Fundas para la piedra de afilar. Entre los usos menos frecuentes polvorines o polvoreras de caza (que son relativamente recientes dado que no se difunden hasta el siglo XVI) poseen una boquilla fina y suelen aplanarse para acomodarse mejor al cinturón y por último los tinteros. Según el uso que iban a tener así solía ser su decoración, así en un polvorín de caza encontramos motivos cinegéticos, en una aceitera será más habitual algo geométrico o plantas…

Embocadura de la colodra

Embocadura de la colodra

Las fotografías que nos acompañan son de una colodra adquirida en Casa Vega en Madrid, que ya evidentemente tiene sobretodo función decorativa, ya que, pese a tener la forma que guardan aquellas que contenían líquidos no está empecinada, carece de decoración  y tiene asa de cuero para asirla sin problemas o atarla al cinturón, el cierre de corcho se completa con un pasador de madera. Vemos por tanto una vez más un elemento de la artesanía pastoril usando el entorno inmediato y que no hay que dejar que desaparezca de nuestra memoria.

Casa Vega Calle Toledo 57 Madrid, 28005 teléfono: 91 365 26 51

Posted in Arte pastoril, Artesanía en Cuerno, Artesanía en Cuero | Tagged , , , , , , , , | Leave a comment

Los candiles de garabato de la provincia de Badajoz

En nuestra colección contamos con dos candiles de Badajoz, uno de Flores Cortés de Don Benito (que aparece en las fotografías) y otro de Teodomiro de Zalamea de la Serena. Son dos de los fabricantes que en la actualidad siguen produciendo este elemento que en el pasado alumbró tantas casas. En concreto nos ocupa el candil de garabato, en este caso de chapa de acero, que se define por componerse de dos vasos concéntricos con pico, en el interior se situaba el aceite y la torcida para alumbrar, el exterior servía para que rebasara el líquido si era necesario, termina en un hierro plano que a su vez se engancha a lo que la RAE define como garabato: “Instrumento de hierro cuya punta forma un semicírculo. Sirve para tener colgado algo, o para asirlo o agarrarlo.” El vaso interior se conoce como candila o candileja y es extraíble para poder limpiarse o para separar en dos candiles el que tenemos.

Candil de garabato con una piquera

Candil de garabato con una piquera

 

El material que se ha usado tradicionalmente para combustible ha sido el aceite de oliva, siendo en raras ocasiones sustituido por otras grasas, la mecha que se coloca se llama torcida y suele componerse de algodón u otra fibra que se tuviera a mano, incluso trapos viejos torcidos de forma que conformaran una mecha. El que hemos fotografiado de nuestra colección tienen solo una piquera o pico pero los hay de hasta cuatro (como enseñamos de hojalata con el hojalatero de Huéscar) para poder colocar mayor número de mechas y aumentar la luminosidad, dado que hemos de tener presente que la luminosidad de un candil es similar a la de una vela, y además producen bastante humo que solía ennegrecer las paredes que tenían alrededor, y un fuerte olor a aceite quemado.

Candileja y candil del candil de garabato

Candileja y candil del candil de garabato

La palabra candil tiene origen árabe que a su vez tenía origen romano, como indica la RAE Del ár. hisp. qandíl, este del ár. clás. qindīl, y este del lat. candēla” de hecho el candil tal y como se ha usado durante siglos en la Península fue introducido por los árabes con la lucerna de piquera, aunque previamente la iluminación se llevara a cabo con dispositivos similares como son las lucernas romanas o lámparas de aceite.

El candil de garabato de Flores Cortés (Don Benito)

El candil de garabato de Flores Cortés (Don Benito)

Se trata hoy en día sin duda de un elemento muy decorativo que nos recuerda la trémula luz de subsistencia que hasta hace no mucho ha sido necesaria en los pueblos de España y ha sido tan socorrida para pastores, cuadras y viviendas que han tardado en tener luz eléctrica. En nuestra imagen mental el candil está fuertemente ligado a la vivienda troglodita o vivienda en cuevas, esas cuevas que precisamente tenían las paredes ennegrecidas por el humo de los candiles.

Flores Cortés: Polígono Industrial San Isidro C/Marinegra 5, 06400 Don Benito Badajoz 924810915 http://www.florescortes.es/

Cuchillería Teodomiro: Calle de la Fuente, 165, 06430 Zalamea de la Serena, Badajoz 924775342 www.cuchilleriateodomiro.com/

Posted in Arquitectura popular, Arte pastoril, Artesanos | Tagged , , , , , | 2 Comments

La vara gitana o la ram calí,dicho en caló: Las cachabas gitanas el blog http://lascachabasgitanas.blogspot.com.es/

El blog del que hablamos en este artículo ha cambiado su ubicación ahora está en http://elrincondelascachabasgitanas.blogspot.com.es/

Desde pequeño siempre me fascinó ese bastón que acompañaba a algunos gitanos, bien fueran tratantes, anticuarios, chamarileros, feriantes, etc, sin saber bien porqué algo les distinguía del resto. Con el tiempo comprendí que uno de los elementos diferenciadores era lo que se da por denominar la vara gitana. Es claramente un elemento cultural de esta etnia que, pese, a aferrarse a sus tradiciones y mantenerlas, la globalización hace que puedan perderse , en especial para la gente joven que lo puede considerar como algo,  folklórico o perteneciente al pasado. Creo importante que ante todo distingamos la vara de la garrota, por su morfología la vara es recta y la garrota posee la clásica forma de cayado.

Varas y cachabas gitanas

Varas y cachabas gitanas de fibra

Indagar en la historia de la vara gitana, es indagar en el pasado de este noble pueblo nómada; a menudo injustamente injuriado; como se veía claramente en la reciente exposición de Conde Duque “Vidas Gitanas. Lungo Drom” esta es una cultura casi totalmente ágrafa, dado que de haber documentos escritos en su mayor parte son aquellos que los payos han escrito sobre ellos, incluidas órdenes de expulsión, solo en su historia reciente algunos gitanos, especialmente a través de asociaciones, han tomado la iniciativa de poner negro sobre blanco su historia y cultura.

Panorámica de varias varas gitanas

Panorámica de varias varas gitanas

De entre los gitanos preocupados por su tradición hemos encontrado el blog de un grupo de personas preocupadas por la difusión de la vara gitana en concreto nos contestó a nuestras dudas amablemente David Serrano. Poniéndonos en contacto con él ha tenido la amabilidad de narrarnos en algunas líneas la historia de su pueblo en España y en concreto la introducción de la vara.

Detalle de empuñadura de vara

Detalle de empuñadura de vara

Nos cuenta David que su pueblo, tan español como todas las etnias que conviven aquí desde hace siglos y han configurado España, ha tenido siempre su manera de vivir y de entender la vida, reflejo de ello es su bandera. “Los mayores siempre han tratado de transmitir todo ese legado que dejaron nuestros antepasados y han tratado de que no se pierda dentro de lo posible, y aunque los tiempos vayan cambiando a un ritmo frenético para todos, nuestro pueblo ha desempeñado diferentes oficios desde el Punjab (India) de donde procedemos” Su pueblo ha recorrido innumerables países en una diáspora que ha ido enriqueciendo los lugares por los que pasaban y conformando una compleja cultura que se compone de hombres dedicados a tareas y oficios itinerantes como músicos, herreros, cesteros, guarnicioneros, tratantes de ganado… y es precisamente cuando se dedican al tratado de ganado cuando entra en juego la fusta para animales y para el trabajo en el campo. “Ya que los gitanos antiguamente nos dedicábamos al trato de bestias,y que que íbamos de pueblo en pueblo siendo la vara la que hacia el camino,su compañera de camino.” Nos recuerda David que muchos son los que piensan en la vara como solamente un arma, cuando es mucho más que eso, es además de una herramienta útil de trabajo, un símbolo que aúna el saber hacer de la artesanía gitana en su trabajo del cuero, la madera, el trenzado, el metal… Nadie piensa en la Makila vasca como un arma, pensamos en un elemento de distinción euskaldun para el lendakari o los alcaldes y, sin embargo, tiene un origen similar para los boyeros y tratantes de ganado y eso pese a que la makila lleva oculto un chuzo en su interior.

Colección de ram calí

Colección de ram calí

Hay muchos materiales para hacerlas,tal como el junco, almendro, fresno, olivo, castaño, malaca, membrillo, fibra de vidrio, e incluso vergajo. En cuanto a la decoración suele ser un excelente trabajo de guarnicionería que se termina con diferentes tipos de cosido con por ejemplo hilo de torzal, en cuanto a los estilos de cosido “el cosido a punto pelota,o en zip zap,con dos agujas,etc..” “La manera de forrar las varas mas tradicional es cosida a punto pelota,con los adornos mas tradicionales ,que son las piñas y los flecos,luego el asa o agarradero ,que es una trenza de tres,aunque ahora últimamente se les hacen trenzas de cuatro redondas con el dibujo a cartabón. Dentro de los trenzados existe el trenzado normal que es el que siempre se ha hecho,que es igual que como se trenzaban las cestas de mimbre,aunque ahora se trenza de muchas maneras trenzados a cartabón ,en espiral,en z,etc,hay muchas clases y maneras de hacerlas,se hacen cabezas de callo con cuero,y múltiples y diferentes adornos.”

Grupo de varas y cachabas gitanas

Grupo de varas y cachabas gitanas

En la parte inferior del bastón, dónde generalmente va la contera hay fundamentalmente dos terminaciones cuya utilidad es dotarlas de mayor peso para aumentar la estabilidad o servir de defensa, pueden terminarse con un engrosamiento natural (como la porra de una raíz de junco) en estas se podía añadir unas tachuelas o clavos, o bien con una virola metálica (recordándonos a los bastones Casse-tête o rompecabezas dónde se rellenaba de plomo el pomo para mejorar el golpe), que en origen nos cuenta era de plomo o incluso el casquillo de una bombilla y hoy por hoy se suele hacer con una pieza de tornero de latón u otros metales; nos dice también que hoy por hoy para ser más prácticos muchos ponen conteras de goma.

Detalle de cayado y vara

Detalle de cayado y vara

Otro elemento interesante que aporta el autor de este blog es el erróneo pensamiento que hace que liguemos la vara al patriarca, no es así, en otros tiempos las llevaban jóvenes y ancianos, simplemente por su utilidad, no eran necesariamente los patriarcas; se ha usado como regalo o recuerdo con algunos personajes importantes como el caso del Rey de España Alfonso XIII en otras ocasiones como los premios Hidalgo de la asociación Presencia Gitana, se entrega una Ram o vara junto con el galardón para conmemorar el acto. Hoy, nos dice David,“la solemos llevar los jóvenes aferrándonos a que no se pierdan nuestras costumbres y así enseñarlo a las nuevas generaciones para que sepan de su pueblo y sus costumbres y las mantengan con orgullo tal y como nuestros antepasados lo hicieron”. Agradecer de nuevo a David su aportación con su texto, sus cariñosos correos electrónicos y las fotografías que ilustran este post, larga vida al pueblo gitano.

Posted in Artesanía en Cuero, Artesanía en Madera, Artesanos, Bastones, cayados y cachavas | Tagged , , , , , , | 2 Comments

Laurentino de Cabo Cordero: un maestro artesano de las mantas.

Cualquiera que tenga el placer de conocer a Laurentino de Cabo Cordero puede decir unas cuantas cosas buenas de él, pero tal vez nosotros nos quedaríamos con dos: es un artesano único y un conversador nato y ambas cosas nos hacen muy grato escribir este post. Conocimos a Laurentino por los vídeos de Eugenio Monesma de los que hemos hablado en muchas ocasiones, en su caso figura en un vídeo sobre la labor de la lana en Val de San Lorenzo, un pueblo que recoge la rica tradición lanar maragata, pero con cada vez menos artesanos. En este vídeo titulado “Los textiles de Val de San Lorenzo“se aprecia como Laurentino lo trabaja todo, desde la selección de la lana de merino sin lavar, recién esquilada, su limpieza,  su teñido, su hilado y su tejido, una labor compleja que le permite tener siempre controlada la calidad final de su producto, es de los pocos que pueden afirmar trabajar siempre con lana 100% virgen.

Puesto de Laurentino de Cabo Cordero en Plaza de España

Puesto de Laurentino de Cabo Cordero en Plaza de España

Conversando con él este diciembre en la feria de artesanía de Madrid aprendimos muchas cosas, más de las que supimos cuando visitamos su taller: hemos sabido la diferencia entre la lana de las merinas, suave y fina como pocas, una lana que no “pica” con la lana de las churras, que es más basta pero también más impermeable y que este artesano emplea sólo para hacer las mantas de pastor, que han de servir para la intemperie y ahí poco importa lo fino que sea uno. Hemos ido conociendo como se “hace” un artesano que nace casi predestinado, dado que la familia de Cabo consta como artesana de la lana de la zona desde mediados de 1700 al menos y la familia Cordero, con alguna interrupción, pero también estuvo siempre ligada a este oficio.

Chales de Laurentino de Cabo

Chales de Laurentino de Cabo

De su familia heredó también su “firma” dado que según nos contó, cada artesano tiene una, para que el gremio pueda velar por la calidad del producto,  en el caso de Laurentino, es una o más rayas de color distinto al terminar la manta, él afirma que viendo esa marca distingue cualquier artesano de la zona, y en el caso concreto de sus marcas con verlas sabe las dimensiones y características de cada manta.

Detalle de la firma de Laurentino en las Mantas

Detalle de la firma de Laurentino en las Mantas

Laurentino no se limita a tejer mantas, sus lanas dan para mucho más, hemos tenido ocasión de comprar sus lanas sueltas para tejer, sus calcetines, sus fantásticos chaquetones tan abatanados que no pasa el aire ni queriendo, sus bufandas, sus chales, sus ponchos, sus telas (sayal y estameña) en fin innumerables cosas, todas las que podamos querer hacer con lana, eso sí lana de altísima calidad, esa que antes se exportaba por toneladas para que hicieran otros el trabajo fino y que hoy, en ocasiones, no resulta rentable ni esquilar.

Mantas de Laurentino de Cabo

Mantas de Laurentino de Cabo

El trabajo de la lana comienza cuando negocia el precio con el ganadero local y pesa la lana sucia, de la que no va a sacar el 100% de rendimiento dado que entre la lanolina, las impurezas y marcas de ganado hay mucho que desechar. Una vez lavada se procede, cuando es necesario, al teñido de la lana, que se hace con temperatura en un caldero y usando de mordiente ácido sulfúrico, Laurentino sostiene que hay que tenerle respeto a esta fase pero no miedo. Tras el lavado, o teñido se comienza la fase de hilado, de la que hablaremos con detalle en otra ocasión, consiste en primero generar una especie de fieltro corrido para luego ir haciendo con él mecha, luego torcerlo y juntar varios cabos según el grosor necesario. En este momento ya se pueden formar las canillas para la trama e ir preparando la urdimbre del telar. Comienza entonces el tejido, ya sea de manta, poncho o lo que se haya planteado finalmente se recurrirá al lavado, abatanado y cardado para sacar ese pelo gustoso que hace que la manta maragata abrigue como ninguna. Esta última fase de abatanado y cardado es conveniente plantearla como un mantenimiento al cabo del tiempo, puesto que tiende a abrirse la trama y perder el pelo, lo cual hace que se pierda la cámara de aire que precisamente ayuda a mantener el calor; el propio Laurentino hace este servicio para sus clientes cuando traen mantas que han dejado de abrigar.

Laurentino de Cabo con una manta de pastor

Laurentino de Cabo con una manta de pastor

De entre todas las mantas que realiza este gran artesano nos gustan particularmente la maragata blanca con franjas rojas y verdes y la de pastor de cuadros, que como decíamos antes es la única que se hace con lana de churra para ser más cálida e impermeable, es una manta con unas medidas particulares que la hacen larga y estrecha para ser manta, pero esto es porque servía no solo para abrigar por la noche si no a modo de capa pobre o tapabocas para embozarse los pastores y por eso era tan importante que no dejara pasar el agua, en el vídeo de este post se puede apreciar como se coloca la manta de pastor, y puede verse como era fundamental que tapara bien para combatir las inclemencias del tiempo. Para aumentar la impermeabilidad se puede añadir la propia lanolina de la oveja, por ello no es conveniente lavarlas, no en vano los pastores sólo las lavan con la lluvia, o las limpiaban al relente y rocío de la mañana. Las mantas de pastor se suelen distinguir por su dibujo habiendo principalmente diseños de cuadros o de rayas siendo raras las de espiguilla porque por este dibujo resbala peor el agua ya que no posee los canales propios de las rayas y los cuadros y la manta acabaría permeando. De entre las de cuadros el cuadro claro es más propio de la zona de Plasencia, por contra el oscuro más de la zona Leonesa; en Val de San Lorenzo eran más habituales las mantas de rayas, pero Laurentino las confecciona a cuadros.

Artesanos como este son Patrimonio viviente de nuestra cultura, son los que nos permiten confiar en el pervivir de unas técnicas que han sido capitales para el desarrollo de este país pero que hemos olvidado para abrazar sólo las colchas y nórdicos de marcas de bajo coste que ni abrigan ni abrigarán nunca como una de estas mantas, ni siquiera se sueña igual de bien con un edredón, probablemente porque, como nos dice Laurentino, esta lana no acumula ácaros; pero no sólo eso tampoco durarán tanto como estas, una manta de este tipo nos sobrevivirá a todos los que leemos esto en 2013 y aún seguirá calentando.

Laurentino de Cabo Cordero 24717 Val de San Lorenzo (Astorga-León)     Telf: 987 63 51 36

Posted in Arte pastoril, Artesanía de la lana, Artesanos, Ferias de Artesanía | Tagged , , , , , , , , | 5 Comments

Kimú y el arte de las pequeñas cosas

Kimú son artesanos de Tortellá en Girona que realizan piezas en extremo originales, nos encanta comprar sus pendientes, sus colgantes, pero sobretodo nos encantan sus ideas. Tienen series de piezas inspiradas en rosetones de iglesias románicas y góticas internacionales, en runas, en símbolos, en huellas, en talismanes y todas ellas guardan una armonía y un amor en su factura sin igual en artesanos del mismo tipo. Sus piezas son de cerámica esmaltada al fuego, lo que las dota de gran resistencia y vistosidad, hace que sus colores sean especialmente brillantes. No reproducimos más que las piezas que incluyen en su web por respeto a su trabajo, dada su originalidad y calidad está sujeto a ser copiado por terceros con pocos escrúpulos y dada nuestra admiración por sus diseños odiaríamos que esto ocurriese.

Pieza de cerámica de Kimú

Pieza de cerámica de Kimú

Hemos visto piezas suyas en varias ferias desde Farcama a Biocultura y por fin este año por primera vez en la feria de artesanía de Plaza de España en Madrid, lo que nos ha permitido comprar algunos regalos para estas Navidades.

Pieza de cerámica de kimú

Pieza de cerámica de kimú

En resumen no creo que nadie se quede indiferente ante la calidad de estos artesanos, y podemos acudir a su web para hacer un encargo o para ver los puntos de venta que pueden tener disponibles sus productos en nuestra región; si no tenemos la suerte de acudir a una de las ferias en las que charlar con Anna, que como nos recuerda siempre dice que sus piezas se venden solas.

Av. de la Xiruca, 18
17853 TORTELLÀ
Girona
kimu@kimuceramica.com
Teléfono/Fax: 972 687 717
Móvil: 646 021 262

Posted in Artesanía del barro, Artesanos, Ferias de Artesanía | Tagged , , , , | Leave a comment

Feria de artesanía de Plaza de España. Madrid 15 de Diciembre 5 de Enero.

Estos últimos días de 2012 y los primeros de 2013, se nos muestra en Plaza de España, junto al Quijote, la obra de esos quijotes que luchan contra el molino de viento de la crisis que son los artesanos españoles. Es una feria con toda clase de artesanía, la más propia de ferias en las ciudades como ropa y bisutería, y la más tradicional, sean mantas, piezas de olivo o esmaltes al fuego.

Feria Mercado De Artesanía Madrid

Feria Mercado De Artesanía Madrid

 Encontramos en esta feria algunos artesanos de los que hemos hablado, como Pimfa (que se dedican a la artesanía en madera de olivo), y otros que hemos mencionado de pasada como Kimú (expertos en inigualables trabajos de esmalte) o Laurentino de Cabo Cordero (que mantiene la sin igual tradición de la manta maragata). Por otro lado hemos tenido el placer de encontrar artesanos que realizan cosas muy originales como plumas y bolígrafos de Bambú o reproducciones de bronces romanos. Muchos estaréis aún a tiempo de un regalo para estos Reyes o bien de compraros un capricho, la verdad, vale la pena, son productos de calidad que no tenemos oportunidad, muchos de ellos, de ver todo el año.

Posted in Citas importantes, Ferias de Artesanía, Materiales | Tagged , , , , , | 1 Comment

El señor de los anillos, Herminio Arias García: artesano de la navaja maragata

Herminio Arias García es un artesano que tras jubilarse comenzó a dedicar gran parte de su tiempo a su afición por la artesanía, realiza objetos en madera y otros materiales, en particular anillos, flautas, castañuelascucharas y lo que a nosotros más nos fascinó, la navaja maragata. La navaja maragata nos fascinó porque es una especie en vías de extinción, dado que apenas quedan artesanos y son difíciles de encontrar, aparte de las de Herminio sólo encontramos otras en una cuchillería de Astorga, pero eran de un precio más elevado, y no tenías el placer de conocer el artesano y que te comentara su trabajo.

Puesto de Herminio Arias en Requejo de Pradorrey

Puesto de Herminio Arias en Requejo de Pradorrey

A Herminio Arias tuvimos ocasión de conocerle en un interesante mercadillo que se realiza en Requejo de Pradorrey los primeros domingos de mes, un pueblo muy cerca de Astorga que nos resultó interesante por estar recuperado por una serie de personas que han devuelto la vida a un pueblo abandonado, vuelven a correr niños por sus calles y tienen este formidable mercadillo mensual. A este artesano le podemos localizar también en otras fiestas y mercadillos como en Romería de los Remedios (patrona de los maragatos) Luyego de Somoza o la feria de artesanía Maragata de Val de San Lorenzo.

Cucharas de madera y otros utensilios

Cucharas de madera y otros utensilios

La navaja maragata es un utensilio clásico en el campo en esta zona de León, cómoda, barata en sus materiales cogidos del entorno inmediato, fácil de portar y con una forma atractiva hacía de herramienta para pastores, arrieros y campesinos. Se realiza con el acero de una vieja guadaña y una forma característica de pata de cabrito, luego de tener lista la hoja de guadaña cortada de la forma deseada se trabaja en la fragua y se afila para que tenga su función como cuchillo. El acero de la guadaña es acero al carbono, como el de otras navajas conocidas de Taramundi, Solsona… Es un acero con la característica de oxidarse poniéndose negro por la humedad pero poseer mejor corte y más fácil afilado, dicen que se puede afilar con cualquier piedra. Muchas veces la forma definitiva de la hoja la define el tamaño del cuerno o madera que se disponga para realizar las cachas. Se trata de un cuchillo de campo sencillo en su construcción pero robusto y fácil de mantener afilado y afilar por el tipo de acero que nos proporciona la guadaña y el temple que se le da.

Navajas Maragatas

Navajas Maragatas

La forma de trabajar las maderas y otros materiales de este artesano y el empuje que le dieron sus hijas para que se pusiera en marcha, y su forma de ayudarle pintando los anillos y las pulseras para enriquecer la belleza de estas, de por sí hermosas, piezas de madera, esta forma de trabajar realmente nos gustó y nos anima a pensar que aún hay gentes dispuestas a mantener sus tradiciones y difundirlas.

Anillos de madera

Anillos de madera

Se trata sin duda de una pieza única que cualquier coleccionista querría en su haber, algo que junto con las mantas maragatas de Val de San Lorenzo y la tradición arriera de la zona, nos hace vivir más cerca de los usos y costumbres que traspasan todos los tiempos.

Posted in Arte pastoril, Artesanía en Cuerno, Artesanía en Madera, Artesanos, Ferias de Artesanía, Navajas | Tagged , , , , , , , , , | 3 Comments

Los tres D.D.D. Botería tradicional de Burgos desde 1870

En una calle de Burgos  (Calle de San Cosme 5) nos encontramos esta hermosa tienda-taller de los tres D.D.D., una tienda con solera que se ha ido adaptando a los tiempos modernos como forma de proteger su tradición, dado que han incorporado desde 2007 la venta a través de Internet así como botas coloridas y de latex (para los poco amantes de la pez, entre los que nosotros no nos encontramos). Por supuesto podemos encontrar las botas y odres o corambres que más que por las dimensiones tradicionales destacan por su forma y lo decorativos que resultan. Marcan las piezas o bien con sus características D o con el símbolo de peña, equipo o familia que les solicitemos previamente si así lo queremos.

Los Tres D.D.D Botería en la Calle San Cosme 5. Burgos

Los Tres D.D.D Botería en la Calle San Cosme 5. Burgos

En el fondo de la tienda se ve el taller en el que trabaja esta laboriosa familia, la familia Domingo que lleva cuatro generaciones al cargo, un taller que recoge una histórica tradición, como podemos ver en uno de los vídeos que tan amablemente han colocado en su web, en que vemos la elaboración de una bota de vino, empezando con la elección de la piel de cabra curtida perfectamente, la colocación del patrón de forma que sea lo más rentable posible la piel al tiempo que no tiene ningún desperfecto; el afeitado de la parte con pelo  dejando el suficiente para que agarre por dentro la pez. El cosido doble (en esta botería lo hacen a máquina) del revés y una vez remojada la pieza, la aplicación posterior del cordón (también con la máquina de coser). Luego se vuelven y se secan, para finalmente aplicar la pez caliente con cuidado de que sea la cantidad justa para esa bota, se aplican el brocal o boquilla y otros remates necesarios, siempre con el máximo cuidado para asegurar la estanqueidad. Finalmente se hinchan y comprueban para ponerlas a la venta.

Bota recta de litro y medio Los Tres D.D.D.

Bota recta de litro y medio Los Tres D.D.D.

Dentro de su página web hay múltiples secciones, a parte de la propia tienda on-line. Entre las más interesantes los vídeos (como antes mencionábamos) o bien la sección que narra la historia de la botería, u otra con preguntas frecuentes que contiene desde consejos sobre como elegir la bota más adecuada a la conservación del vino en su interior, una sección curiosa contiene dichos sobre las botas (como: a la bota dale beso después del queso, bota sin vino no vale un comino…) y finalmente ellos mismos se ponen a disposición en caso de duda.

Mueble con varios tipos de bota en los Tres D.D.D.

Mueble con varios tipos de bota en los Tres D.D.D.

En otras ocasiones, el botero de Quel y botas Alhambra,  hemos visto que son varias las boterías que aún nos deleitan en toda España con la tradición de la bota y el odre, y aún nos quedan por incorporar muchas otras a este blog, dado que gracias a la cultura del vino y su asociación con el folklore e incluso el gusto por llevar el vino de excursión, aún parece que les quedan muchos años a estos negocios, en especial si tienen la habilidad de asimilarse con zonas vinícolas.

Posted in Artesanía en Cuero, Artesanos, Boteros | Tagged , , , , , , , | 3 Comments